Theresa May justificó los bombardeos en Siria: "fueron limitados y efectivos"

Internacionales
Lectura

La primera ministra británica consideró "necesaria" la incursión, al afirmar que Damasco "cruzó la línea" tras realizar un ataque con armas químicas.

 

La primera ministra británica, Theresa May, dijo que el ataque a Siria no tiene como objetivo “un cambio de régimen” sino que es “limitado y efectivo, con claros límites”. Para ella fue “correcto y legal” el bombardeo con sus aliados. En tanto, el líder de la oposición laborista, Jeremy Corbyn, duda de su legalidad y advierte que la decisión fue adoptada sin convocar al Parlamento británico.

Cuatro bombarderos Tornados, que partieron desde Chipre, participaron en la acción junto a Francia y Estados Unidos. Pero en la incursión, el trío aliado se cuidó de no atacar objetivos iraníes o rusos. Tras la acción, aviones rusos sobrevuelan el espacio aéreo sirio, según testigos en Damasco.

 

“El ataque va a degradar la habilidad de investigar, desarrollar y desplegar armas químicas” dijo la primera ministra británica frente a periodistas británicos y extranjeros. Su objetivo era no tener victimas civiles y no escalar el conflicto, sin mencionar a Rusia o Irán, en una guerra civil que lleva 7 años y que solo este año ha forzado el desplazamiento de 700.000 personas. Esta acción militar era una forma de marcar que Siria no puede seguir cruzando las líneas rojas que implica un ataque químico prohibido por la legislación internaciónal ,como el de Duma una semana atrás.

 

May dio una conferencia de prensa en Downing Street para explicar que la alianza de Estados Unidos, Francia y Gran Bretaña están analizando los resultados de la acción, pero que se sienten “confiados de su éxito.” “Las lecciones de la historia es que cuando las reglas globales y estándares que nos mantienen seguros están amenazadas, nosotros debemos defenderlas. Esto es lo que hemos hecho siempre y continuaremos haciendo. El uso de gas nervioso en Gran Bretaña es parte de un patrón de indiferencia a estas normas” continuó May, en una referencia al ataque con Novichok contra el doble agente ruso Serguei Skripal y su hija Yulia.

La primera ministra ignoró a Parlamento para este bombardeo sobre Siria, luego que en el 2013 los diputados votaran en contra de la participación británica en otro ataque en Siria por el uso de armas químicas. Los parlamentarios le habían advertido a May que podía perder una vez más la votación, cuando es un gobierno conservador sin mayoría propia.

 

“Yo creo que esta acción es necesaria” se justificó Theresa May. ”Era lo correcto hacer para nosotros. Nosotros estuvimos trabajando con nuestros aliados y socios para hacer un completo análisis de lo que pasó en el terreno, luego consideramos que esta acción era necesaria. Y luego hacerlo a su debido tiempo. Una de las grandes decisiones que un primer ministro puede hacer es enviar nuestro personal a la acción, al combate. Nosotros debemos proteger su seguridad“ explicó la primera ministra.

 

Cuando le preguntaron si este ataque era para castigar el uso de armas químicas por Bashar al Assad o una advertencia a Rusia, May fue cuidadosa en la respuesta. ”La acción de anoche estaba focalizada en degradar y deteriorar la capacidad operativa y el deseo del régimen sirio en el uso de armas químicas. Pero creo que es un mensaje a otros que la comunidad internacional no se va quedar mirando y ver como las armas químicas pueden ser usadas con inmunidad”, declaró en alusión al caso Skripal en Salisbury, donde Moscú fue acusada por Londres.

Si bien los ex primer ministros David Cameron y Tony Blair apoyaron la acción militar británica, no es la misma actitud la que defienden los parlamentarios británicos. Ellos se consideran ignorados, a pesar de que May tiene el derecho a hacer una acción militar constitucionalmente sin pedir autorización. May ha dicho que se presentará el lunes ante la Cámara de los Comunes pero la falta de autorización fue por el temor a perder la votación y habla de su debilidad política.

 

Con la delicada historia del gobierno de Tony Blair de haber mentido en la utilización de armas químicas para justificar su participación en la guerra de Irak, los diputados británicos consideran que era importante que el Parlamento fuera consultado para llevar adelante la acción militar. Especialmente cuando la opinión pública británica se encuentra completamente dividida frente a una participación en esta clase de operación. Otro elemento es que si el riesgo es que el conflicto escale, los militares británicos tienen drásticos recortes presupuestarios.

 

El líder laborista Jeremy Corbyn llamó a los bombardeos “legalmente cuestionables” y reclamó que May debió haber solicitado aprobación parlamentaria.

“Seguir la cola de un presidente norteamericano errático no sustituye un mandato de la Cámara de los Comunes. La primera ministra podía y debía buscar esta semana el apoyo de los Parlamentarios esta semana antes de proceder. Estamos listos para analizar evidencia y objetivos y si están planeados y justificados, apoyar la respuesta militar” dijo Vince Cable, líder de los liberales demócratas.

 

Por María Laura Avignolo

fuente clarin

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS
Suscribite y recibi las noticias de Totalnews en tu casilla de correo.