Como no le era suficiente hablar con el alma del Comandante Eterno Hugo Chávez encarnada en un pajarito, ahora el presidente Maduro también se cree Superman y quiere llevar a Venezuela volando hacia una superdictadura.Por el Dr. Adalberto C. Agozino TNA