Rodrigo Mora despejó en River las dudas que él mismo había sembrado

Deportes
Lectura

Se terminó el suspenso, se despejaron los fantasmas y River recibió una buena noticia: Rodrigo Mora renovará su contrato por dos años.

El delantero ya acordó su continuidad de palabra y,

al regreso de sus vacaciones, pondrá la firma que lo unirá al club hasta mediados de 2020.

Gracias por acompañarme siempre, en las buenas y en las malas mucho más! Soy un agradecido de tenerlos, Y doy Gracias a Dios por todo lo lindo q me brinda cada día, salud, trabajo, y Felicidad! ⚪️♥️⚪️ pic.twitter.com/Q9RTqwFjif

— Rodrigo Mora (@romorita11) 24 de mayo de 2018

El miércoles por la noche, tras el 0-0 ante Flamengo que le aseguró a River avanzar a octavos de final de la Copa Libertadores como primero del grupo, Marcelo Gallardo dijo lo suyo. Y como ocurre de un tiempo a esta parte en el club de Núñez, lo que diga el Muñeco es palabra santa.

“Mora se va a quedar con nosotros”, afirmó el DT para echar por tierra los rumores sobre dudas y cortocircuitos en torno a la continuidad del uruguayo.

Fue el propio delantero el que encendió la alarma al subir un mensaje en su cuenta de Twitter: "Concentrado para el último partido antes de las vacaciones. Recuerden disfrutar al máximo cada momento que nunca se sabe qué puede pasar mañana. Y sueño con que no sea el último en River".

Desde ese momento se abrió el signo de pregunta pero ahora ya no hay más dudas: habrá Mora para rato.

Mora, de 30 años, sufrió el golpe más duro de su carrera al luchar contra una lesión que lo mantuvo alejado de las canchas durante el segundo semestre del 2017. El atacante fue operado de una necrosis aséptica en la cabeza del fémur, producto de un infarto en el hueso. Hinchas, dirigentes y cuerpo técnico esperaban por su vuelta, que llegó a principios de 2018.

Desde que comenzó el año, el uruguayo lleva 16 partidos (12 por Superliga, 3 por Copa Libertadores y 1 por la Supercopa ante Boca), y 2 goles (uno en el certamen local y otro en el torneo internacional).

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS