Los consumidores sólo podrán pagar con tarjeta de débito cuando gasten más de 100 pesos

Sociedad
Lectura

El Gobierno subió de 10 a 100 pesos el monto mínimo para poder pagar con tarjeta de débito en los comercios. También habilitó nuevos los medios de pago electrónico que podrán

aceptar los comercios que realicen operaciones con consumidores finales, como los códigos QR, aunque no serán obligatorios.

Asimismo, se resolvió que el dispositivo admita el cobro mediante todas las tarjetas de débito de las redes a las que estén adheridas más de una entidad financiera autorizada para operar en el país. La resolución también aclara que los comercios deberán aceptar todas las tarjetas o medios de pago, “excepto cuando el importe de la operación sea inferior a 100 pesos”, lo que eleva el monto de los 10 pesos actuales que era el monto mínimo para aceptar pagos con débito.

Mediante el decreto 933/2018, publicado hoy en el Boletín Oficial, se dispuso que el dispositivo que se utilice para capturar la transacción -POS, MPOS, PIN PAD u otro método que permita realizarla- sea solicitado por el contribuyente obligado y éste lo registre a su nombre, y que el contribuyente declare, para la acreditación de los fondos, un número de Clave Bancaria Uniforme (CBU) o "alias".

En otro orden, reconoce como medio de pago a los realizados a través de la utilización de códigos de respuesta rápida (QR).

"El Gobierno amplió la plataforma de medios de pago electrónicos ya que sumó las transferencias de pago electrónico inmediato como el Botón de Pago y la Billetera Electrónica", informó la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) en un comunicado.

No obstante, las transferencias mediante tarjeta de débito que operen bajo la modalidad de Pago Electrónico Inmediato (PEI) se considerarán suficientes para el cumplimiento de las condiciones establecidas en el presente artículo.En este caso, los contribuyentes que acepten pagos a través de los mismos "no estarán obligados a aceptar, de manera adicional, los otros".

El administrador federal de Ingresos Públicos, Leandro Cuccioli, destacó que “la modificación del decreto 858 de 2016 es un paso muy importante en la promoción de la inclusión financiera y la formalidad en la Argentina".

"Dará a los comerciantes más herramientas para cumplir con la obligación de ofrecer medios de pago electrónicos y más opciones para el contribuyente”, completó.

Por otra parte, las transferencias mediante tarjeta de débito que operen bajo la modalidad de Pago Electrónico Inmediato (PEI) se considerarán suficientes para el cumplimiento de las condiciones establecidas en el presente artículo. En otro orden, reconoce como medio de pago a los realizados a través de la utilización de códigos de respuesta rápida (QR). Aunque aclara que los
contribuyentes que acepten pagos a través de los mismos "no estarán obligados a aceptar, de manera adicional, los otros". “El camino para luchar contra la evasión es formalizar las transacciones. Este es un paso en esa dirección”, concluyó Cuccioli.