La opción que estudia Marcelo Gallardo para lastimar a Boca

Deportes
Lectura

Cuentan que Marcelo Gallardo tuvo una charla con él en el avión que trajo al plantel de River a Madrid. Y al pibe se le iluminaron los ojos. Julián Alvarez ya

estuvo en el banco de suplentes en la final en la Bombonera y ahora el Muñeco lo tiene en la manga para, tal vez, largarlo a la cancha en el Santiago Bernabéu el domingo. ¿Será esa la sorpresa del entrenador de River? ¿Será titular el pibe? ¿O estará en el banco de suplentes y tendrá minutos en el segundo tiempo de acuerdo a cómo vaya el partido? Lo que sí está claro es que el técnico confía mucho en él.

Gallardo tuvo complicaciones con los delanteros. A la ausencia de Rafael Santos Borré por haber llegado a las tres amarillas, se le sumó la lesión (desgarro en el gemelo derecho) de Ignacio Scocco y la de Rodrigo Mora (sinovitis en la cadera). El uruguayo ya está recuperado pero no estaría para jugar desde el arranque. Mientras que Nacho va de a poco, y trabajando contrarreloj para al menos tener un lugar en el banco de suplentes. Entonces, si el DT Millonario quiere jugar con dos atacantes desde el inicio para enfrentar a Boca, la única opción que queda para acompañar a Lucas Pratto es Alvarez.

El juvenil de 18 años, nacido en Córdoba en enero de 2000, está viviendo un cuento de hadas. Apenas un puñado de partidos tiene en la Primera de River y fue inscripto a mitad de año en la lista de buena fe de la Copa Libertadores, antes de que arrancaran los octavos de final. Lleva la 9 en la espalda, nada menos. Le dicen "Araña" y también “Pipa”, porque lo ven parecido a Lucas Alario.

Casualidades o no del destino, si le toca jugar esta final, Alvarez se reencontrará con el Santiago Bernabéu, al que visitó cuando tenía 11 años (presenció el triunfo de Barcelona 2-0 sobre el Madrid en el Santiago Bernabéu en la semifinal de ida de la Champions 2011) y se encontraba en el Real Madrid. Se probó en el club Merengue y quedó. Incluso llegó a jugar un torneo con la camiseta blanca pero como hasta los 13 no podía quedarse en la pensión, se volvió a Córdoba.

Luego no regresó más a la capital española porque el tiempo que estuvo aquí extrañaba a su familia. Y sin sus padres y sus hermanos no quería volverse.

Julián Alvarez, a los 11 años, con la camiseta del Real Madrid y en el clásico ante Barcelona. (Foto: gentileza famila Álvarez).

Julián Alvarez, a los 11 años, con la camiseta del Real Madrid y en el clásico ante Barcelona. (Foto: gentileza famila Álvarez).

El pibe creció y siguió con la pelotita. Hasta que River, el club del que es hincha, se cruzó en su vida. Y ahí sí hizo el esfuerzo de quedarse lejos de Calchi, el pueblo cordobés en el que nació y de su familia, que iba todos los fines de semana a Núñez para no dejarlo solo.

Antes de ser inscripto en la Copa Libertadores, fue sparring de la Selección en el Mundial de Rusia. Y así como había tenido la oportunidad de estar cerca de Cristiano Ronaldo hace una década, tuvo el privilegio de entrenarse con Lionel Messi, su ídolo.

Julián Álvarez junto a Messi en el predio de Ezeiza. julian alvarez lionel messi futbolista sub20 sparring de la seleccion argentina

Julián Álvarez junto a Messi en el predio de Ezeiza. julian alvarez lionel messi futbolista sub20 sparring de la seleccion argentina

Ahora, está ante una chance única, soñada. Gallardo no sólo confía en su capacidad técnica. También, lo ve con personalidad. De hecho, lo mandó a patear el quinto penal en la definición contra Gimnasia por la semifinal de la Copa Argentina la semana pasada. Y el pibe lo ejecutó magistralmente. El Muñeco suele semblantear a sus jugadores antes de partidos de tamaño gigante con el domingo. Le pasó a Alario en 2015 cuando llegó como tercer delantero y, ante varias ausencias, Gallardo lo vio afilado y lo mandó a la cancha de titular en las instancias finales de aquella Libertadores. ¿Será el turno, ahora, del pibe Alvarez?

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS
Suscribite y recibi las noticias de Totalnews en tu casilla de correo.