Fuertes reclamos de dos provincias al Gobierno por la eliminación del "Fondo de la Soja"

Politica
Lectura

Las provincias salieron a cuestionar la decisión del Gobierno de eliminar del Fondo Federal Solidario, en el marco de las medidas tomadas por el Ministerio de Hacienda que incluyeron suspender la

baja de las retenciones para aceites y harinas de soja, además de la reducción de los pagos de reintegros a las exportaciones.

La decisión del Gobierno de quedarse con el "Fondo de la Soja" cayó como un baldazo de agua fría entre los intendentes de Misiones. Y no dudaron en calificar la medida como “traicionera”, ya que se produjo tras la adhesión al Consenso Fiscal.

Pasada la sorpresa, los alcaldes de Misiones decidieron reunirse el lunes próximo en la localidad de San Ignacio para analizar los pasos que seguirán para intentar revertir la sorpresiva medida. “No podemos quedarnos de brazos cruzados porque nos afecta a todos. Tenemos que consensuar un documento, firmarlo y enviarlo a Nación”, sostuvo molesto el intendente anfitrión, Jorge Romero. Y agregó que “sin estos recursos estamos limitados en la continuidad de la obra pública y equipamiento”.

La intención de algunos alcaldes es pedir una audiencia con Mauricio Macri. Romero dijo que en el caso de su municipio, con esos fondos tenían previsto comprar maquinarias “pero ahora todo quedó en veremos”. Y que hace dos años, en una reunión el Presidente planteó "un montón de cosas que debíamos hacer como municipio y él hizo todo al revés".

El subsecretario de Asuntos Municipales, Mario Lindemann, adelantó que “el gobernador (Hugo) Passalacqua hará un fuerte reclamo porque son muchos millones los que dejará de recibir la provincia”.

El diputado nacional Ricardo Welbach recordó que el Gobierno se comprometió a remitir esos fondos cuando se negoció el Consenso Fiscal con las provincias. “Es un impacto directo a la economía de cada municipio”, dijo. Y agregó que el recorte “fue una sorpresa”. El legislador sostuvo que cuando se firmó el Consenso Fiscal, a fines del año pasado, el Gobierno Nacional garantizó a las provincias la continuidad del Fondo de la Soja.

“El pacto fiscal arranca con una previsión del marco económico de una supuesta inflación del 10 por ciento para el 2018 y una de las condiciones para firmarlo era que no nos iban a sacar el fondo de la soja”, insistió.

“Nosotros tenemos toda la obligación, el derecho y la responsabilidad de luchar para que este dinero no desaparezca de nuestro circuito económico”, dijo Welbach, del Frente Renovador.

Por su parte, el intendente de El Soberbio dijo que con esas remesas de dinero estaban pagando un camión con caja volcadora y tenían previsto comprar otro “pero nos desayunamos esto. Ahora hay que repensar y ver qué hacemos”, expresó. Su par de Colonia Victoria, Hugo Andino, fue categórico: “nos cortaron un brazo”, dijo sobre la poda del Fondo de la Soja.

Desde Tucumán también expresaron su disgusto el recorte de los fondos que llegan a la provincia a través de la soja, que según cálculos, asciende a 1300 millones de pesos puso en pie de guerra al gobernador Juan Manzur que se reunió con todos los representantes tantos de municipios como de comunas del interior que verán afectadas sus arcas ante la falta de ese dinero.

El mandatario le expresó a los presentes que "ante esta decisión tomada por el Gobierno Nacional, que eran recursos que se distribuían entre los municipios y comunas, se ha generado mucha incertidumbre y por eso decidimos con el vicegobernador, Osvaldo Jaldo, reunirnos y comentarles que esto ha sido una decisión del Presidente que le quita la plata a los pueblos del interior, y no es que este fondo se elimina sino que esta plata se va para el Gobierno nacional en detrimento de los pueblos del interior".

Además, se espera que este jueves la Legislatura provincial emitirá una resolución rechazando la decisión del Gobierno Nacional de no coparticipar el Fondo de la soja. Aunque se descarta la aprobación, debido a que el oficialismo tiene amplia mayoría para imponer su decisión. Sin embargo, la iniciativa va generar enfrentamientos en el bloque opositor debido a las diferencias mientras algunos defienden la decisión, los más cercanos al PRO, ya que Tucumán recibió más dinero desde que Mauricio Macri está en el gobierno el resto apoyaría la resolución del bloque mayoritario.

De igual manera los Concejos Deliberantes de los municipios del interior se reunirían para emitir ordenanzas de rechazo. Desde que se conoció el contenido del decreto de necesidad y urgencia, la provincia es un hervidero político ante la reducción de fondos que para algunos afectaría mayormente a las comunas más pequeñas.

Por su parte el intendente de la capital tucumana, Germán Alfaro, peronista incorporado a Cambiemos, expresó al diario local La Gaceta: “A nadie que tiene responsabilidad pública le gusta que le saquen dinero y más cuando es para obras y servicios. En la Municipalidad hablamos de un promedio de 11 millones de pesos por mes, $ 130 millones por año”. Aunque señaló que hay medidas del gobierno nacional no le gustan evitó criticarlo abiertamente. “No terminó su gestión y no podemos valorarla. Hay que esperar que termine”, afirmó. Pero fue muy enfático con respecto al pasado: “Estamos pagando las consecuencias” de distorsiones desde 1983. “Esto no es casualidad, tiene una historia. Hasta el día de hoy y sin hablar de colores políticos, hubo confabulación entre el poder político y el poder económico del país en detrimento de todo un pueblo. La esencia era la clase media ancha. Hoy tiene una base ancha de pobres”.

Informes corresponsales: Manuel Riva y Ernesto Azarkevich

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS
Suscribite y recibi las noticias de Totalnews en tu casilla de correo.