La última de Daniel Scioli: prepara una campaña "a lo Donald Trump"

Politica
Lectura

Daniel Osvaldo Scioli fatiga y fatiga un video de Leontxo García, un ajedrecista y comunicador español. El hombre, nacido en el pueblo vasco de Irún, cuenta que el ajedrez “puede ser

simplemente un juego, muy divertido y punto”. Y que puede ser un deporte “si te lo tomas muy en serio” y un arte, también.

Leontxo García además afirma es que “lo que más me apasiona, últimamente, es su enorme utilidad como herramienta pedagógica” porque “en el ajedrez saber ganar y perder se desarrolla de una manera muy especial”.

“Por tanto, en el ajedrez, el que pierde es el que más aprende… si tú me ganas, yo me iré al hotel o a mi casa, me voy pensando ¿por qué he perdido hoy?... ¿dónde me he equivocado? es decir, estoy desarrollando el pensamiento autocrítico de una manera muy intensa”, asegura el ajedrecista cuya palabra se convirtió casi en un mantra para el ex candidato a Presidente que perdió, en un balotaje, con Mauricio Macri en 2015.

Scioli está fascinado con el mensaje del ajedrecista, cuyo video se lo pasó un amigo, y apunta a una necesaria autocrítica que, considera, casi nadie ha hecho en el peronismo tras la derrota electoral.

Por eso, el ex gobernador comenzó a moverse y se mostró en la cumbre del peronismo en Tucumán, convocada por el gobernador Juan Manzur pero donde se acercó a Sergio Massa o a Felipe Solá, hombres con quien no ha mantenido la mejor de las relaciones en los últimos años.

Y este sábado, fue hasta Luján, donde participó de la polémica misa que capitalizaron Hugo y Pablo Moyano y que despertó una severa polémica entre Iglesia, el Papa Francisco y el gobierno de Macri.

Misa organizada por el gremio de Camioneros con Hugo y Facundo Moyano en Luján paz pan trabajo.Fotos Emmanuel Fernández -

Misa organizada por el gremio de Camioneros con Hugo y Facundo Moyano en Luján paz pan trabajo.Fotos Emmanuel Fernández -

Aupado en la autocrítica ajedrecística, Scioli cree que el peronismo debe realizar una Gran PASO, o sea, una interna donde todos los actores de ese sector participen, desde el kirchnerismo hasta el massismo y el salteño Juan Manuel Urtubey, duro crítico de los K.

Así, el hombre de La Ñata cree que el peronismo puede generar una herramienta competitiva para vencer a Cambiemos en 2019, sea Macri o la propia María Eugenia Vidal quien compita en la pelea presidencial. Además, Scioli tiene números que le aseguran que, en una eventual elección nacional, él se queda - o conserva- el 99% de los votos del kirchnerismo y que además, le puede sumar un 8-9% de más para el balotaje.

Y para esa pelea, Daniel Osvaldo quiere hacer “la Gran Trump”: armar una propuesta o programa de tinte electoral que se base en la defensa del mercado interno y el fomento del empleo, que fueron los hits del actual presidente de los Estados Unidos de América.

Para sumar a parte del kirchnerismo a su idea, Scioli promete defender diez políticas públicas de la gestión del kirchnerismo: “Cristina quiere eso, ella no piensa hoy en competir”, aseguran quienes ayudan al ex gobernador bonaerense en su proyecto 2019.

Pero para eso, el ex motonauta deberá enfrentarse, a priori, a Agustín Rossi o a Axel Kicillof, aunque el ex ministro de Economía podría competir por la gobernación bonaerense.

El optimismo de Scioli y su foco en el estilo Trump suma argumentos en que “el enojo contra el macrismo nos hace ganar el balotaje” y recuerda, una vez más, que en el debate presidencial de 2015 anticipó todo lo que pasaría en una eventual gestión de Cambiemos.

Juan Manzur, Miguel Pichetto, Sergio Massa y Daniel Scioli.

Juan Manzur, Miguel Pichetto, Sergio Massa y Daniel Scioli.

Esta semana, en tanto, votará junto al bloque del FpV en contra del Presupuesto Nacional y se prepara para el bautismo de su hija Francesca que se realizará en una capilla de Villa La Ñata y que tendrá a su hermano Nicolás como el padrino de la niña que tuvo con la modelo Gisela Berger.

De todos modos, en el medio sigue su curso la causa por “dádivas” que el fiscal platense Álvaro Garganta pidió sea elevada a Juicio Oral y que también alcanza -y preocupa- a ex funcionarios de su paso por la gobernación como Alejandro Collia, Alberto Pérez, Walter Edgardo Carbone, Eduardo Aparicio y Guillermo Scarcella, entre otros.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS
Suscribite y recibi las noticias de Totalnews en tu casilla de correo.