Rogelio Frigerio le respondió a Elisa Carrió: "No podemos insultarnos, tenemos que dar el ejemplo"

Politica
Lectura

El ministro del Interior, Rogelio Frigerio, respondió esta noche a la serie de críticas y acusaciones públicas que lanzó la diputada Elisa Carrió desde el domingo, tras la derrota en Córdoba

y los insultos que pronunció en el Congreso contra el jefe de la bancada del PRO en la Cámara baja, Nicolás Massot, a quien le dijo "hijo de puta".

"No podemos insultarnos, tenemos que dar el ejemplo", afirmó el funcionario de la Casa Rosada y también replicó la acusación que lanzó Carrió sobre la relación con los gobernadores del peronismo: "Es verdad que me junto mucho con los gobernadores peronistas, porque necesitamos generar consenso porque somos el gobierno más débil desde lo parlamentario en los últimos 100 años", consignó.

x
Newsletters Clarín
Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

Tras los insultos y los señalamientos de la diputada nacional a Frigerio, Nicolás Massot y Patricia Bullrich, el ministro del Interior remarcó en una nota con Canal 9: "No considero que estén bien los insultos y los agravios, no corresponde".

Sobre su situación particular, añadió: "Yo tengo muchas responsabilidades, no puedo reaccionar intempestivamente. Soy ministro nacional, no puedo llevar más zozobra y más preocupaciones frente a la situación de los argentinos. No podemos pelearnos entre nosotros públicamente. Hay que hablar puertas adentro".

Frigerio dijo que las palabras de Carrió respondieron a "un problema de comunicación": "Acá, el Ejecutivo tomó la decisión de no participar".

"Los ministros no somos militantes políticos, tenemos que trabajar y resolver los problemas de la gente. No podemos hacer campaña por los candidatos del país, la gente no nos eligió para eso", dijo, luego de afirmar que Carrió "jugó fuerte" con Mario Negri en las elecciones de Córdoba.

También contestó a las acusaciones de la diputada sobre su relación con figuras de la oposición.

"Me pagan para reunirme con los gobernadores, para generar consensos. Somos un Gobierno muy débil en el ámbito parlamentario. Me junto con la oposición para sacar las leyes que transformen este país", explicó Frigerio, que ejemplificó con el diálogo sobre los Diez Puntos lanzado desde el Poder Ejecutivo.

Y reiteró: "Cuando me dicen que me reúno mucho con los peronistas, digo que sí, porque es lo que me pidió el Presidente: construir gobernabilidad y consenso. Esto forma parte de la Argentina que queremos para adelante".

A pesar de las diferencias, Frigerio destacó el valor de Carrió dentro de la coalición: "Muchas veces en soledad, y la tildaban de loca, Lilita denunciaba al Gobierno anterior. Hay que respetar su función en todos esos años y el hecho de que haya sido cofundadora de Cambiemos. Tengo un enorme respeto por ella".