Elecciones 2019: si María Eugenia Vidal va de Presidente, ¿quién queda en Provincia?

Politica
Lectura

Mauricio Macri volvió a tener 40 puntos de imagen positiva. Hacía meses que eso no ocurría. Lo registra un track diario que leen en Cambiemos y que generó, primero, sorpresas y

luego activó la destreza argumental para explicar ese fenómeno.

El testeo, acotado a la provincia de Buenos Aires, arrojó un registro de 40 puntos el último jueves cuando un mes y medio atrás Macri estaba tenía 29 de positiva. La sorpresa forzó, incluso, una consulta a los encuestadores sobre algún error estadístico o de medición.

Newsletters Clarín
Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

El dato se consolidó esta semana pero, cuentan a Clarín desde el Gobierno, la imagen de Macri registra un alza leve pero continua desde hace al menos cuatro semanas.

La irrupción de Alberto Fernández, que sacó de la agenda la crisis económica -no hay pantalla caliente con el dólar y el riesgo país- y los devaneos de Alternativa Federal, con rupturas y traiciones, parecen confluir para darle esa bocanada de aire a Macri.

Marcos Peña invoca, además, la calma del dólar, que la inflación estaría en baja y que, al acercarse la fecha electoral, el votante-adherente de Macri vuelve a respaldar al presidente.

Pero fuera del microclima de Casa Rosada, el PRO territorial y la UCR observan al presidente como una figura poco competitiva y, por esa razón, no deja de rondar la hipótesis de que María Eugenia Vidal se convierta finalmente en candidata presidencial.

"Jaime Durán Barba siempre dijo un candidato debe, de mínima, tener igualdad negativa y positiva: Mauricio tiene el doble de negativa que de positiva y en algunas provincias, el triple", aporta un jefe territorial.

El viernes, como contó Clarín, el vidalismo descartó que la gobernadora pueda ir de vice de Macri. En el PRO señalan a Carlos Grosso, sigiloso asesor de Macri e inquieto interlocutor de funcionarios, como el ideólogo de esa variable que consideran sinsentido.

Carlos Grosso, que supo integrar la mesa chica del macrismo y oficia de asesor de sectores del PRO.

Carlos Grosso, que supo integrar la mesa chica del macrismo y oficia de asesor de sectores del PRO.

De otra usina de alquimias brotó en las últimas horas la teoría de la "Y", la colectora invertida para que Vidal sea candidata a gobernadora colgada de dos fórmulas presidenciales: una de Macri y otra de Alternativa Federal, o más puntualmente Sergio Massa.

Ese escenario, que Clarín relató el viernes, opera en el mismo sentido que Vidal vice: neutraliza la embestida para que la gobernadora se convierta en candidata presidencial, por eso, aunque la "Y" sea difícil desde el punto de vista logístico, judicial y político, la Casa Rosada no la descarta.

Pero perdura, todavía, el plan V para que la gobernadora escale a la pelea nacional, con Macri corrido de la escena, para abrir Cambiemos. Si eso ocurriese, chance que el vidalismo considera "mínima", se genera un vacío en la provincia de Buenos Aires.

Hay, para eso, escenario y nombres.

# La tesis más lógica, siempre dentro del imaginario de una trepada de Vidal a candidata presidencial todavía hipotética, es la de la gran PASO. Vidal podría ser postulante del PRO pero como parte de una ampliación donde debería haber postulantes de la UCR y de algún sector del PJ Federal.

Fortalecer y abrir el espacio, dicen en Cambiemos, implicaría jugar una PASO que sume con otros nombres como ocurrió, en 2015, cuando Macri compitió contra Ernesto Sanz y Elisa Carrió, una PASO "negociada" pero que sirvió a los fines de consolidar.

El ministro de Seguridad bonaerense Cristian Ritondo.

El ministro de Seguridad bonaerense Cristian Ritondo.

# Con ese formato, lo mismo ocurriría en la provincia de Buenos Aires: la variable debería ser que así como hay varios candidatos presidenciales, debería haber varios candidatos a gobernador para sumar de distintos sectores y engorar el caudal electoral.

En ese esquema, no solo se especula con que la UCR juege en la provincia sino hasta se pone sobre la mesa de que el sector de Emilio Monzó, casi desplazado de la mesa de operaciones, tendría el atajo para subirse de nuevo al ring.

# Ahí, de inmediato, aparecen los nombres: el que más suena es Cristian Ritondo, el ministro de Seguridad, el funcionario más conocido después de Vidal. Muy lejos, claro, de la gobernadora pero que en estos días, justamente, quedó en el centro de la crisis por la masacre de Monte.

Otro nombre que apareció en la ruleta es el de la ministra de Seguridad nacional, Patricia Bullrich, pero se topa con algunos conflictos: ha tenido varios desencuentros con Vidal, es bien vista en el votante PRO puro pero no colecta afuera. La tesis de Jorge Macri, que suena en algunos distritos, no parece vigente en estas horas: "Si Macri (Mauricio) se baja porque no rinde ¿porqué poner el apellido Macri?" explora un operador del PRO.

La Ministra Seguridad Patricia Bullrich (Juan José García)

La Ministra Seguridad Patricia Bullrich (Juan José García)

# ¿Puede, a pesar de su distancia con Vidal -o justamente por eso- aparecer Monzó como armador o, incluso, como candidato en la provincia? Cerca del jefe de Diputados no dan pistas pero se sobreentiende que si se abre el espacio para que juegues ajenos, el monzoismo también podría meterse en la maratón.

Otra variable es que Vidal, como potencial candidata presidencial del PRO, apueste a una figura "nueva", un outsider, variable que siempre está en la cancha. Otro nombre que sonó más de una vez fue el de la ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, pero hay un dato que pocos tienen en cuenta: no tiene domicilio en la provincia de Buenos Aires por lo que, técnicamente, no podría ser candidata bonaerense.

Emilio Monzó junto a Mario Negri y Luis Naidenoff. El bonaerense fue una pieza clave en 2015 en campaña. (Foto: Luciano Thieberger)

Emilio Monzó junto a Mario Negri y Luis Naidenoff. El bonaerense fue una pieza clave en 2015 en campaña. (Foto: Luciano Thieberger)

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS