Paolo Rocca: "Vamos a colaborar y hacer todo lo posible para que este gobierno tenga éxito"

Economia
Lectura

Las palabras de Paolo Rocca no podían caer mejor en los oídos de Matías Kulfas, el súper ministro de Desarrollo Productivo. No solo le agradeció la presencia en el seminario Propymes

que todos los diciembres organiza Techint. El presidente y CEO de ese grupo empresario que suele marcar agenda entre sus pares, le dijo:"Tengo una enorme confianza de lo que puede venir del nuevo gobierno, hay una gran oportunidad de desarrollo industrial y sé que hay una vocación industrial profunda. Vamos a colaborar para crear las condiciones de confianza". Unos 40 minutos más tarde cuando le tocó despedir al ministro, Rocca soltó: “Nuestro compromiso es pleno, tiene nuestro aval para poner en marcha los motores industriales. Vamos a hacer todo lo posible para que el nuevo gobierno tenga éxito. Le deseo la mejor suerte en el desafío que tiene por delante”.

Rocca y Kulfas fueron las estrellas del seminario que como pocas veces tuvo al salón más grande de la Rural de Palermo colmado. En las primeras filas estaban los presidentes de la UIA Miguel Acevedo y de AEA, Jaime Campos, entre otros industriales, clientes, proveedores, economistas varios y hasta competidores de Techint.

Al comienzo Rocca recordó que la iniciativa de Techint con su propia cadena de producción había arrancado en 2002 en una crisis sin precedentes y cuando se necesitaba recuperar la confianza. Precisamente la palabra confianza fue utilizada varias veces por el empresario. También marcó que se necesita "visibilidad para la inversión".

Puesto a dar un mensaje a las pequeñas empresas que son proveedoras de sus siderúrgicas y que salieron al mundo de la mano de Techint, les aconsejó: “Hay una nueva administración hay que mirar más las oportunidades hacia el futuro, aprovechar la puerta abierta del ministerio para un diálogo franco, trabajar en conjunto. Si ponemos en marcha los motores del desarrollo industrial, va a ser un éxito para todos, colaborando para tener previsibilidad, confianza e ir hacia delante”.

Seminario Propymes en la RuralMatias Kulfas.Foto Juano Tesone

Seminario Propymes en la RuralMatias Kulfas.Foto Juano Tesone

Pero a la hora de las preguntas los empresarios fueron directo al punto. Uno quiso saber cuándo bajarán las tasas, otro qué van a hacer con los impuestos. Y uno más señaló que en el gobierno de Macri el ministerio era de puertas abiertas.

Kulfas no se incomodó y les dijo que la prioridad es estabilizar la economía, hablo de líneas de financiamiento para las exportaciones y fue difuso en el tema impositivo.

Rocca recordó que en “nuestros países se consumen 100 kilos por persona y por año de acero. En otros, con una economía más basada en los servicio como Estados Unidos y Europa, se consumen más de 300 kilos. Argentina tiene mucho por hacer. Aquí el peso de la industria manufacturera es del 15% del PBI y en Alemania, del 23%. La industria es un factor de movilidad social”.

Kulfas retribuyó. Hablo de una gran convocatoria para sacar el país adelante, con el protagonismo de las pymes, “nuestro corazón productivo. Es fundamental salir rápido de la lógica del ajuste que solo conduce a más recesión y achicamiento y de un modelo que privilegio la especulación”, afirmó al recordar que se perdió el 12% del empleo industria y se cerraron 25.000 pymes en los últimos cuatro años. Elogió Vaca Muerta, que influye en todo el país, “y eso es lo que queremos potenciar”. Y prometió recuperar la financiación para los exportadores, “tener estrategia exportadora que permita generar dólares genuinos con la mirada de cadena de valor”.

También se refirió a la revolución tecnológica que bien la industria. Lo dijo de este modo: “La industria del siglo XXI abre nuevos desafíos, pero la política industrial no es cosa del pasado, es esencial. Hay una nueva familia de políticas Industriales. En el gobierno anterior hubo un desvío en este aspecto de política pública. Vamos a trabajar con las cadenas productivas que incorporan tecnología”.

Cuando descendieron del escenario casi todos saltaron de sus butacas para estrechar la mano del flamante ministro y extenderle una tarjeta. Paolo Rocca lo acompañó hasta el auto.