Qassem Soleimani, el máximo jefe militar en Irán y cerebro de las operaciones del régimen fuera de su territorio


Dos iraníes -un hombre y una mujer- ingresaron a la Argentina haciéndose pasar por israelíes. Presentaron ante agentes de migración pasaportes falsos de ese país cuando las alarmas se encendieron. Fueron detenidos horas después en un hotel de la capital por personal de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) que investiga si forman parte de alguna célula terrorista islámica.

La presencia de agentes iraníes en la región no es nueva. Tiene larga data. Actualmente, su principal polo se centra en la Venezuela de Nicolás Maduro. Allí, en tiempos de Hugo Chávez, los vínculos y negocios se afianzaron. Sobre todo los oscuros, aquellos relacionados con el narcotráfico y el lavado de dinero.

Para ello, Irán dispuso de miembros del grupo terrorista Hezbollah, con amplia presencia en toda América Latina. La organización es conducida en la formalidad desde el Líbano por Hassan Nassrallah. Pero detrás está el régimen iraní. Más específicamente el ayatolá Alí Khamenei y el jefe de las fuerzas revolucionarias islámicas, los comandos Quds, Qassem Soleimani.

Tanto el "líder supremo" de Irán como el general conducen las operaciones del extremismo islámico chiíta fuera de su territorio. Soleimani es el verdadero cerebro iraní en el exterior, tanto en Medio Oriente como en América Latina. Sus vecinos lo conocen bien: fue un actor principal durante la guerra entre ese régimen e Irak y fue visto recientemente en Siria, donde los Quds fueron fundamentales para contener en el poder al dictador sirio Bashar Al-Assad.


Los lazos entre Venezuela e Irán se fortalecieron desde las presidencias de Mahmoud Ahmadinejad y Chávez en el año 2005. La Isla Margarita, en la costa caribeña, sirve desde principios de 2000 como un centro para el tráfico de drogas para Hezbollah y otros grupos terroristas islamistas como Hamas.

Actualmente, lo que era un paraíso turístico se convirtió en una ciudad fantasma. A la crisis provocada por la dictadura de Maduro debe sumarse el grupo que se adueñó de las calles de la isla. Margarita está siendo utilizada como base de operaciones por militantes iraníes y por ciudadanos provenientes de Irán de forma directa. Suman más de 12 mil.

Según el almirante Kurt Tidd, el entonces jefe del Comando Sur de los Estados Unidos, quien dio su testimonio ante el Congreso en febrero de 2018, "el Hezbollah libanés mantiene una presencia operativa establecida en la región que puede ser aprovechada rápidamente y sin advertencia para ejecutar actos terroristas de alto impacto y gran destrucción".

Respecto de la presencia iraní en Venezuela, el profesor Eli Karmon, uno de los mayores expertos internacionales en terrorismo islámico, señaló a Infobae: "Allí es mucho más serio que en cualquier otro lado. El régimen coopera plenamente, tanto en lo político como en lo económico y militar. Lo hace a través de las Guardias Revolucionarias de Irán. Diversas informaciones revelaron que las Guardias entrenaban en pleno territorio venezolano a las fuerzas chavistas". Esas fuerzas chiítas son las que conduce Soleimani.

Los operativos de Irán han consolidado bases operativas en América Latina, especialmente en el área de la Triple Frontera que componen Argentina, Brasil y Paraguay, zona que se caracteriza por contar con una gran población musulmana chiíta y un gran número de simpatizantes de Hezbollah. El grupo terrorista utiliza esta área para el reclutamiento, el contrabando de armas, el tráfico de drogas y la planificación para operaciones terroristas.

Fue allí donde, por ejemplo, se ideó y coordinó el ataque contra la sede de la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) ocurrido el 18 de julio de 1994. Por tal agresión 85 personas murieron y más de 300 resultaron heridas. Fue el mayor acto terrorista en la historia de la Argentina.

Como consecuencia de la investigación hecha por el asesinado fiscal especial Alberto Nisman, varios altos mandos iraníes están bajo pedido de captura internacional por parte de la justicia argentina. Ellos son Moshen Rezai, ex jefe de la Guardia Revolucionaria islámica -antecesor de Soleimani-; Ali Fallahina, ex ministro de Inteligencia; Moshen Rabbani, ex agregado cultural de la embajada iraní en la Argentina; Ahmad Vahidi, comandante de las fuerzas Quds; y Ahmad Ashgari, ex secretario en la sede diplomática en Buenos Aires.

Venezuela, Bolivia, Nicaragua y Cuba son los países que, de una forma u otra, le abrieron las puertas a Irán en la región y que aún mantienen lazos con sus autoridades. "Las acogedoras relaciones que estos Gobiernos tienen con Irán facilitan el libre movimiento de miembros de Hezbollah por la región, lo que les permite transportar drogas y productos falsificados", explicó Rachel Ehrenfeld, directora del American Center for Democracy en una entrevista dada a Infobae tiempo atrás.

fuente infobae

Un fuerte operativo de la Unidad Antiterrorista de la Policía Federal se desarrolló durante la madrugada en la zona del Abasto, donde fue detenida una pareja de nacionalidad iraní que había ingresado el martes pasado a la Argentina con pasaportes falsos, haciéndose pasar por ciudadanos de Israel.


El dispositivo de búsqueda se dispuso en 40 cuadras de ese barrio porteño, para contar con suficientes unidades de búsqueda e impedir cualquier escape de los sospechosos, que habrían argumentado ser refugiados que escaparon de su país. La irregular situación generó alarma y las autoridades nacionales decidieron no emitir opinión sobre este tema hasta tanto avance la investigación en manos del juez federal Luis Rodríguez.

Desde Interpol se había confirmado que los pasaportes utilizados por la pareja no correspondían a reales ciudadanos israelíes y los buscados fueron detenidos en un apart hotel ubicado en Lavalle al 3000.


El hombre de 27 años se habría identificado como Sajjad Naserani y habría aportado el dato de su profesión de fotógrafo, mientras que la mujer, supuestamente de nombre Mahsoreh Sabzali, aseguró tener 30 años y ser ingeniera y arquitecta.

La mujer arrestada

La mujer arrestada La mujer arrestada
Al ser arrestados, los sospechosos aseguraron haberse escapado de su país a través de Turquía y que su viaje siguió hasta Grecia, donde habrían sido expulsados como ilegales, aunque lograron llegar a España, donde habrían obtenido los pasaportes adulterados con los que simulaban ser una pareja israelí. Con esa documentación volaron a la Argentina y arribaron el martes pasado al aeropuerto internacional de Ezeiza.

No es la primera vez que parejas de origen iraní intentaron entrar en forma clandestina a nuestro país. Algo similar ocurrió pocos días antes de la cumbre del G-20, cuando fue detenida en la ciudad salteña de Orán una pareja iraní que había ingresado desde Bolivia por un paso no habilitado.

fuente lanacion

Se registraron dos episodios violentos en menos de 15 días. Además, asaltaron la seccional local del Parque Nacional Nahuel Huapi y se llevaron armas


 

 

 

Las autoridades de la ciudad de San Carlos de Bariloche, en la provincia de Río Negro, redoblaron los controles policiales en la zona de Villa Mascardi donde miembros de la comunidad Lafken Winkul Mapu mantienen tomado el viejo Hotel del Instituto Obra Social, que se encuentra pegado al predio usurpado, luego de una serie de ataques a turistas que intentaron atravesar la zona.

 

El 14 de febrero, varios senderistas eligieron ese sitio para hacer turismo y recibieron el hostigamiento de un grupo de mapuches quienes, encapuchados, con palos, piedras e incluso armas de fuego de elaboración casera, los amenazaron para exigirles que se alejen del lugar. "Es territorio mapuche", advirtieron.

Así, el predio ocupado ilegalmente por la comunidad mapuche en la zona del lago Mascardi, a 35 kilómetros al sur de Bariloche, camino a El Bolsón, sigue siendo el centro de una serie de episodios violentos.

 
 

El ataque del jueves pasado no fue el primer episodio. El 8 de febrero, cerca de las 4 de la mañana, un auto recibió piedrazos mientras avanzaba por la ruta 40 en el sector ocupado por los mapuches y terminó con la luneta destruida.

En principio, los mapuches se mantuvieron circunscriptos a la toma del predio de 35 hectáreas en el largo Mascardi, pero con el paso de los meses avanzaron hacia el hotel –propiedad del Parque Nacional Nahuel Huapi– hasta que tomaron posesión total de la propiedad.

Allí, los miembros de la comunidad están levantando sus propias construcciones. Según señalaron vecinos que se animaron a acercarse hasta el lugar, los mapuches se están llevando maderas, ventanas y puertas y ya armaron varias viviendas.

El predio de Villa Mascardi está tomado desde hace meses (@PPTenel13)
El predio de Villa Mascardi está tomado desde hace meses (@PPTenel13)

En Parques Nacionales confirmaron que el hecho ocurrió aunque no hubo una denuncia en la Justicia. En tanto, los ataques a los turistas fueron confirmados por la policía rionegrina.

Por otro lado, el 25 de enero pasado fueron robadas una pistola calibre 9 mm y una escopeta durante un asalto a la armería de la seccional Mascardi del Parque Nacional Nahuel Huapi.

De inmediato, el juez federal Leonidas Moldes libró un oficio a las autoridades del parque para conocer cómo se desarrolló el robo. Un vocero policial explicó que los ladrones utilizaron una amoladora manual para abrir una caja fuerte que contenía el armamento.

Encapuchado y con piedras, un mapuche amenaza a un turista que con su auto intentaba circular por la ruta 40 (foto de archivo)
Encapuchado y con piedras, un mapuche amenaza a un turista que con su auto intentaba circular por la ruta 40 (foto de archivo)

En medio de la sucesión de hechos violentos y robos, se sospecha que entre los ocupantes del predio –donde murió Rafael Nahuel– se encuentra escondido el referente del RAM (Resistencia Ancestral Mapuche) Matías Santana, su pareja la machi Betiana Nahuel, la madre de esta –María Nahuel– y miembros de las familias Bonefoi y Jones Huala, parientes de Facundo Jones Huala, quien se encuentra detenido en Chile, indican fuentes de la provincia.

Shabtai Shavit reconoció que el ataque en Buenos Aires los tomó por sorpresa y reveló que fue en represalia por el asesinato de un líder terrorista en el Líbano


 

 

 

A 27 años del atentado a la embajada de Israel, el ex jefe del Mossad, Shabtai Shavit, admitió que el ataque los tomó por sorpresa y aseguró tener pruebas "muy sólidas" de que los perpetradores "fueron miembros de Hezbollah".

 

Shavit lideró el servicio de inteligencia israelí entre 1989 y 1996, lo que lo vuelve una de las personas más autorizadas para hablar sobre los atentados a la embajada y a la AMIA.

A modo de autocrítica, Shavit comenzó por reconocer que el atentado del 17 de marzo de 1992 "fue una sorpresa". Según explicó, la prioridad para el aparato de inteligencia se su país había sido siempre "cubrir el Medio Oriente", por lo tanto "el factor distancia" jugó un rol importante en la falta de anticipación.

Asimismo, señaló que el primer ataque "fue en represalia" por el asesinato del cofundador y líder de Hezbollah, Abbas Al Moussawi, quien fue alcanzado por misiles israelíes en el sur del Líbano el 16 de febrero de 1992.

 

"Por supuesto que tuvimos en cuenta las posibilidades de una represalia, pero no necesariamente tan lejos en Sudamérica. La sorpresa fue que eligieron ir tan lejos y perpetrar esta represalia contra la embajada de Israel y luego contra el centro comunitario judío (AMIA), muy lejos del frente real", explicó en un reportaje realizado por el periodista Damián Pachter para el canal i24news.

El ex jefe del Mossad, Shabtai Shavit
El ex jefe del Mossad, Shabtai Shavit

Shavit reconoció que les llevó "varios años reconstruir esos dos eventos (los atentados)" pero aseguró tener pruebas "muy sólidas" de que los perpetradores fueron miembros del Hezbollah y que contaron con una "extensa colaboración" de la embajada de Irán en Argentina.

Y agregó: "Sabemos con certeza que la embajada iraní utilizó su inmunidad diplomática para introducir en el país el equipamiento, pasaportes y armas que luego sirvieron a los perpetradores para ejecutar el acto terrorista. También logramos establecer que el punto desde donde salieron los terroristas para realizar los ataques fue en Paraguay".

Por otro lado, recordó que por aquel entonces el presidente argentino "era un señor de origen sirio" y afirmó "que la lengua principal hablada dentro del palacio presidencial era el árabe, no el español".

Según su visión, esto demostraría "el profundo involucramiento de los árabes en distintos aspectos de la vida en Argentina, pero también en otros países del continente".

En el atentado a la embajada murieron 22 personas y hubo 242 heridos. Hasta el momento, la Corte Suprema, que lleva adelante la causa, no detuvo a ninguno de los responsables.

Al menos 13 personas murieron y siete resultaron heridas esta madrugada en México, luego de que un grupo armado irrumpió en un bar del estado central de Guanajuato y disparó contra los clientes y empleados del negocio, dijeron medios locales.


Según las versiones de los diarios El Universal y Milenio, que citan fuentes anónimas del Gobierno, el ataque ocurrió en "La Playa Men's club", un local para adultos ubicado en la ciudad de Salamanca. Tras la agresión, el comando habría huido en una camioneta.

Salamanca se ubica a unos kilómetros de la comunidad de Santa Rosa de Lima, donde cientos de elementos de la fuerza pública ejecutan un operativo que busca capturar a los jefes de una banda del crimen organizado dedicada, entre otras cosas, al robo de combustible que desangra a la estatal Pemex.

México vive una ola de violencia sin precedentes derivada del combate al narcotráfico y al crimen organizado. A diario se reportan más de 90 homicidios en todo el país, según cifras oficiales. Guanajuato, antes un estado apacible que atrajo las fábricas de firmas como Volkswagen, General Motors y Toyota, alberga hoy a tres de las 10 ciudades más violentas de México.

Buscando combatir la violencia, el presidente Andrés Manuel López Obrador ha propuesto un proceso de justicia transicional, legalizar algunas drogas y atacar las causas que generan el crimen, como la pobreza y la desigualdad social.

fuente lanacion

Cerca de 600 personas fueron asesinadas en los dos primeros meses del año en el territorio guanajuatense, en uno de los bimestres más sangrientos de los últimos años en el estado.


A los 238 homicidios dolosos cometidos en enero, se suman entre 334 y 343 homicidios registrados en el mes de febrero, la cifra más alta en más de una década alcanzada en este mes del año, de acuerdo con los registros hemerográficos locales.


En este escenario, el gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo sostuvo que la estrategia que implementó su gobierno desde el arranque en septiembre en materia de seguridad no cambiará.

El gobernador informó que el jueves arribaron al estado 200 elementos de la Marina Armada que se desplegarían principalmente en el sur del estado, la zona en la que los homicidios son imparables día con día.


Este contingente se suma a los 280 que ya estaban con antelación en la entidad.

“Seguimos trabajando fuertemente con el gobierno federal. Estamos listos para seguir trabajando con ellos. Guanajuato es un estado importante para el país, así nos lo hizo saber el presidente…”, dijo el gobernador en una escueta entrevista durante una gira en Valle de Santiago, uno de los municipios que ha registrado numerosos incidentes con balaceras y homicidios en los últimos meses.

Rodríguez Vallejo fue insistente en que “hay una colaboración estrecha” con el Secretario de Seguridad Alfonso Durazo, así como con los titulares de la Defensa, la Marina y la Fiscalía general de la república.

Con cinco meses cumplidos en el gobierno y la promesa de que desde el primer día se combatiría con todo a delincuentes para abatir diversos ilícitos, el gobernador panista aseguró que los homicidios “se tienen que reducir”.

“Este es el objetivo de los operativos que están llevando en conjunto la Fiscalía (estatal), Fuerzas del estado, la Marina, fuerzas federales para devolverle la paz y la tranquilidad a los guanajuatenses”.

fuente proceso.com.mx

En los últimos días realizaron llamadas alertando sobre la colocación de bombas en varios centros comerciales, nuevamente le teco a Unicenter. Estos actos de terrorismo tienen por objetivo generar temor y descontento social en las poblaciones.



Volvieron a evacuar el shopping Unicenter por una amenaza de bomba


Una nueva amenaza de bomba obligó a evacuar por segunda vez en tres días el shopping Unicenter. Al igual que el sábado, una llamada al 911 alertó este lunes a la tarde sobre la presencia de un artefacto explosivo que llevó a la Policía a desalojar el establecimiento.

El sábado, fuentes de la Policía habían informado que los autores de la llamada anónima se presentaron como "un grupo terrorista" y amenazaron con intentar secuestrar al intendente de San Isidro Gustavo Posse.

A raíz de esa llamada, minutos antes de las 17 del sábado comenzaron a desalojar el centro comercial que está ubicado en la localidad bonaerense de Martínez. Otro llamado al 911 alertó sobre un posible artefacto explosivo esta vez en el DOT de Saavedra

"Al principio algunas personas decían que había un problema eléctrico, le preguntamos a un seguridad porque vimos gente correr", dijo Alejandra, que se encontraba de compras.


Agentes de la Policía, Bomberos y Defensa Civil intervinieron para ordenar el tránsito a la salida del shopping. De todos modos, el clima era caótico.

Alejandro Marchetti, titular de Defensa Civil de San Isidro, explicó que la evacuación se realizó sin problemas y que personal de Explosivos "se encuentra recorriendo las instalaciones para detectar cuál fue le amenaza que se realizó en forma telefónica".

Pasadas las 19.30 del sábado fuentes policiales informaron que no se halló ningún artefacto explosivo.