El piloto de Ethiopian Airlines hizo un desesperado pedido tres minutos después del despegue

Sociedad
Lectura

El capitán Yared Getachew se dio cuenta al instante que algo estaba muy mal. Sabiendo que el funcionamiento de aquel Boeing 737 Max 8 era demasiado extraño, demasiado irregular,

se comunicó de inmediato con la torre de control. Estaba asustado porque sabía que su vida corría serio riesgo. No pudo mantener la calma y con la voz quebrada pidió el permiso para regresar al aeropuerto. Habían pasado apenas tres minutos del despegue y a pesar de la respuesta positiva desde la torre, ya no hubo más contacto con el avión.

El vuelo 302 de Ethiopian Airlines se estrelló a poco de haber despegado del Aeropuerto Internacional Bole de Etiopía, el domingo a la mañana, dejando 157 víctimas fatales y ningún sobreviviente. En las últimas horas trascendieron esas desesperadas últimas palabras del piloto, a partir de los comentarios de las primeras fuentes que tuvieron acceso a los audios de las cajas negras de la nave.

El piloto de Etiopían Airlines.

El piloto de Etiopían Airlines.

Según se explicó en un articulo del New York Times, el piloto informó problemas de "control de vuelo" un minuto después de despegar y dos minutos más tarde solicitó “con voz de pánico” una pista de aterrizaje para regresar al aeropuerto de Addis Abeba, la capital del país.

Una de las cajas negras recuperadas del avión. (Foto: AFP)

Una de las cajas negras recuperadas del avión. (Foto: AFP)

“Solicito volver al aeropuerto. Solicito vectores (indicaciones) para aterrizar", expresó con desesperación el capitán del vuelo, según indicó la fuente al periódico norteamericano.

En el accidente murieron las 157 personas que viajaban en el avión entre pasajeros y tripulación. (Foto: AFP)

En el accidente murieron las 157 personas que viajaban en el avión entre pasajeros y tripulación. (Foto: AFP)

El reporte señala que comenzaron a registrarse un extraño movimiento del avión, que en un principio tenía una altitud menor a la necesaria durante un despegue y luego se aceleró de manera inusitada. Ante la crisis, de inmediato recibió la autorización para aterrizar.

Fue entonces que la nave tuvo un nuevo cambio en su posición, escalando a una altura inusual, impropia en un avión que se dispone a descender en un aeropuerto. Luego comenzó a oscilar de arriba hacia abajo subiendo y bajando varios metros repentinamente, según contó un controlador de tráfico aéreo al medio estadounidense. Finalmente, ingresó en una zona de restricción militar y desapareció del radar. Habían pasado 5 minutos del despegue y el vuelo hacia Nairobi se había interrumpido de manera trágica.

Imagen aérea del lugar en el que se estrelló el avión. (Foto: AP)

Imagen aérea del lugar en el que se estrelló el avión. (Foto: AP)

Pese a su corta edad – tenía 29 años– y ser el piloto más joven de la historia de la compañía etíope, Getachew acumulaba una experiencia de 8.000 horas de vuelo y estaba dedicado al trabajo.

Las similitudes del accidente con el de otro 737 MAX 8 ocurrido en Indonesia en octubre, han provocado que los reguladores en Estados Unidos, la Unión Europea, China, Turquía, Australia, México o Sudáfrica, entre muchos otros países, hayan suspendido los vuelos de estos aviones de Boeing hasta que se esclarezcan las causas.

Familiares de las víctimas despidieron a sus familiares. Foto: REUTERS

Familiares de las víctimas despidieron a sus familiares. Foto: REUTERS

Precisamente este viernes empezaron en París los trabajos de análisis de las cajas negras de la aeronave de Ethiopian que permitirán esclarecer las causas del accidente así confirmar si existe, como revelaron los datos preliminares, una conexión entre ambos accidentes.

De los resultados del análisis, que se llevarán a cabo en la prestigiosa Agencia de Investigación y Análisis (BEA, por sus siglas en francés) para la Seguridad de la Aviación Civil, cerca de París, pende el futuro del 737 MAX, que ha sido vetado del espacio aéreo.

Ceremonia de conmemoración de las víctimas en el lugar del accidente aéreo. Foto: REUTERS

Ceremonia de conmemoración de las víctimas en el lugar del accidente aéreo. Foto: REUTERS

Boeing, por su parte, paralizó este viernes las entregas del modelo 737 MAX 8. El gigante aeronáutico lleva acumulada esta semana una pérdida de más de 27.000 millones de dólares en capitalización de mercado.

SP