Pondrán monopatines eléctricos para movilizarse por la Ciudad

Sociedad
Lectura

En julio, se los podrá usar por la calle: el gobierno porteño habilitará unos mil monopatines eléctricos para que puedan usarse como vehículos “de última milla” y combinarlos así con el transporte público o el sistema de Ecobicis. El anuncio lo hizo ayer Esteban Galuzzi, subsecretario de Tránsito y Transporte porteño, durante la Cumbre de Líderes de Transporte Público en Moscú.

A diferencia de las bicicletas, el uso de los monopatines que funcionan con un motor eléctrico deberá pagarse: el desbloqueo costará 25 pesos, y entre 6 y 8 pesos el minuto según la demanda. Es decir que un viaje de 25 cuadras, que se calcula que se hace en diez minutos, saldrá entre 85 y 105 pesos. A nivel mundial generalmente se cobra el equivalente a un dólar por el desbloqueo, más 25 centavos el minuto, es decir, unos 10 pesos.

El servicio podrá pagarse, según aseguraron, con tarjeta de crédito o en efectivo, y será similar a la tarifa actual de un taxi. Según explicaron los funcionarios porteños durante el anuncio, es por eso que se utilizan para tramos cortos.

En las grandes ciudades no se usa como un medio de transporte en sí mismo, ni como un medio recreativo, sino que se lo llama “el vehículo de la última milla”. Es decir que en lugar de caminar una cantidad determinada de cuadras tras utilizar el transporte público –y para quienes prefieran no usar las bicicletas del sistema–, los porteños podrán utilizarlo como alternativa para cumplir un tramo relativamente breve.

Esos vehículos ya se estaban utilizando en algunas pruebas piloto en circuitos turísticos guiados del gobierno porteño por algunos barrios y en espacios verdes como Parque Centenario.

El sistema deberá, de todas maneras, ser aprobado por la Legislatura porteña, algo que el Ejecutivo estima sucederá durante el mes de mayo. El proyecto se presentó esta semana y solicita que se regule en el Código de Tránsito y Transporte vigente.