Una mujer acusada de matar a su marido quedó absuelta porque el jurado no se puso de acuerdo

Sociedad
Lectura

Una mujer víctima de violencia de género y enferma de cáncer, arriesgaba una condena a 25 años en prisión y quedó absuelta por un juez penal, después de que un jurado

popular de 12 ciudadanos no se pusiera de acuerdo y no llegara a un veredicto conjunto.

Con gran expectativa se siguió en Mendoza, el tercer juicio por jurados, un sistema que arrancó a fines de abril. La acusada Claudia Cortez (49) llegó a juicio bajo arresto domiciliario, por estar enferma de cáncer de mama. Estaba acusada de haber asesinado a su marido Carlos Pelayes (48) en junio de 2018, en la vivienda que compartían en el municipio de Godoy Cruz, Gran Mendoza. Pelayes era el padre de sus tres hijos, quien murió al recibir un puntazo en el pecho.

Claudia Cortez, durante el juicio. La Justicia la absolvió. (Prensa Poder Judicial)

Claudia Cortez, durante el juicio. La Justicia la absolvió. (Prensa Poder Judicial)

El fiscal Fernando Guzzo había pedido que se le atenuara la pena a la imputada, al considerar que el crimen de su marido se cometió bajo una "circunstancia extraordinaria". Los testimonios y peritajes demostraron que la mujer fue víctima de violencia de género durante más de 30 años. Entonces el fiscal solicitó que la imputación inicial, que implicaba prisión perpetua, pase a "homicidio agravado por el vínculo bajo circunstancias extraordinarias de atenuación", que va de 8 a 25 años en la cárcel.

Sin embargo, en la tarde del miércoles y frente al estancamiento del juicio por jurados, el fiscal decidió desistir de la acusación y, por tanto, el juez instructor Ezequiel Crivelli absolvió a la mujer. “No voy a insistir con un nuevo juicio porque debe primar la soberanía del pueblo, el fiel reflejo de lo que piensa la sociedad”, dijo Guzzo en referencia a las dudas que tuvo el jurado de ciudadanos y la dificultad de obtener un veredicto conjunto en cuanto a si la mujer era culpable de la muerte de su marido.

x
Newsletters Clarín
Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De Lunes a viernes por la tarde.

Recibir newsletter

Con gran emoción, algo sorprendida, tomándose la cabeza y en llanto, Cortez escuchó el veredicto del juez Crivelli: “Ante la negativa del fiscal de insistir con la acusación, la ley establece que debo absolver al acusado. Señora, queda usted en libertad”.

Los abogados de la mujer, Carlos Moyano y Agustina Maiddona, habían plantado que Cortez actuó en legítima defensa y que debía ser absuelta. Durante el juicio, resaltaron que la noche del hecho el marido “llegó ebrio y drogado e intentó someter sexualmente a la acusada, quien se defendió como pudo”. Ella declaró que la noche del ataque estaba durmiendo en esa habitación uno de sus hijos. Que ella estaba por menstruar y que tenía dolores por el tumor en una de sus mamas. Aún así su pareja avanzó: "Me tiró el pelo y me arrastró. Me bajó el pijama y, aunque quise escaparme e ir con mis hijos, no me dejó", contó Cortez.

Luego, dijo que encontró un cuchillo en la mesa de luz y, para defenderse, lo apuñaló. El marido, Pelayes, tenía antecedentes delictivos y había estado varias veces preso.

Cortez fue víctima de violencia por 30 años. (Prensa Poder Judicial)

Cortez fue víctima de violencia por 30 años. (Prensa Poder Judicial)

En la acusación, el fiscal señaló que creía que la mujer “había intentado ocultar el crimen”, ya que cuando los familiares llamaron por la emergencia al 911, no mencionaron que había un hombre herido con un puñal. De hecho, el cuerpo no presentaba rastros de sangre por lo que se cree que había sido lavado. Los peritos que trabajaron en el lugar vieron agua en el suelo, pero la familia dijo que era porque “le habían tirado agua al hombre para que reaccionara ya que, creían, había sufrido un paro cardíaco”.

El tribunal integrado por 12 civiles deliberó durante la tarde de este miércoles, pero no logró llegar a una posición unánime sobre si la mujer tuvo la intención de asesinar a su pareja o si se defendió de un nuevo ataque de manos del hombre.

Mendoza. Corresponsal

AS